Consejos para viajar a Budapest

De recuerdo:
En Budapest pueden adquirirse productos locales a precios un 20 por ciento más bajos que en España. Las especialidades son los artículos y libros antiguos, el foie, el vino y los discos de música folclórica y clásica. Es recomendable curiosear en algún mercadillo semanal, como el de antigüedades de Ecseri Piac (Nagykórosi, 156), en la ruta del autobús 56. A pesar de estar alejado, ofrece cortinajes y artículos de brocante a buen precio, con regateo incluido, de lunes a sábado (en especial, este último día). Por su parte, los amantes de los grabados, postales o mapas deben acudir a Kózponti Antikvárium (Avenida Múzeum, 13) y Ulysses (Rákoczl, 7). Lo más rompedor del arte húngaro actual está en Várfok Galería, propiedad de Vároly Száloky, que ofrece piezas de conocidos artistas plásticos como Bak Imre o Bukta Imre.
Unos 30.000 visitantes diarios y hasta 180 puestos de volatería, artesanías, panaderías, pescaderías y artículos cotidianos forman el Mercado Central, en la calle Fóvám: es el sitio idóneo para comprar foie y otros productos gastronómicos. Y por último, un récord: la mayor tienda de discos de Centroeuropa se llama Rózsavólgyi Zenemóbolt (Szervita, 5) y cuenta con una gran sección de folclore y música zíngara.

Comentarios

Dejar un Comentario